Enfermo de Amor

Yo conocí el amor, él fue mi amigo, mi hermano,
en tiempos solidarios me tendió su mano,
en lugares y parajes extraños  me mostró
las dichas de vivir enamorado
de la mujer que arrebató en suspiros
los latidos que me hacían vivir a diario.

Él fue amor inquieto de mariposas,
de impacientes idilios,
de promesas y delirios
de efímeros suspiros.

Amor desnudo, amor de pasión
de inexplicables explicaciones,
de lágrimas derramadas al vacío,
amor de crueles decepciones.

Amor de palabras incumplidas,
de amantes faltos de cordura,
Amor hasta el último día,
irremediablemente sin cura.

Amor de risas y serias expresiones,
que me enseñó la vida,
Amor que llora tu partida,
Amor de nostalgias y melancolías.

(c) 2014 Bécker Fernández
Derechos Reservados

 

 

Anuncios

7 Comments

  1. Que maravilla el haber dado rienda suelta a tantas ilusiones y amor compartido que a pesar de no estar ya a su lado, continúa paladeando el sabor de su amada.

    Me gusta

  2. ¡Bravo! A pesar de tratar de adormecer con el vino el dolor de de no tener a su amada y enterrar los gratos momentos cuando a rienda suelta vivieron tantas ilusiones y amor compartido, su sabor continúa paladeando en su paladar.

    Me gusta

  3. ¡Bravo! A pesar de tratar de adormecer con el vino el dolor de de no tener a su amada y luchar contra sí mismo para enterrar los gratos momentos cuando a rienda suelta vivieron tantas ilusiones y amor compartido, su sabor continúa en su paladar.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s